Ester, TASOC DomusVi Ciudad de las Artes

Hola a todos,

Me llamo Ester tengo 28 años y soy Tasoc en DomusVi Ciudad de las Artes.

Os cuento un poco cómo viví todo esto. El primer día que llegué a la residencia y vi la cafetería y la sala de primera planta vacía sentí mucha tristeza, por unos minutos recordaba lo vivido semanas anteriores decorando todo para nuestras queridas fallas con alegría y cantando en nuestra sala como hacíamos habitualmente.

Era una mezcla de MIEDO y TRISTEZA, por no saber qué iba a pasar y sobre todo tristeza de que me pidierais que os abrazara y besara como siempre, pero no podía hacerlo.

Pero mis palabras de aliento siempre eran “prepararos porque cuando os pueda abrazar y besar os vais a cansar de mí, y menuda fiesta vamos a hacer cuando todo esto pase”, automáticamente sus caras cambiaban y yo feliz de verles sonreír.

No es lo que pasa si no lo que haces con lo que pasa. Cada vez que entro en sus habitaciones muestro actitud de “no hay problema” y sonriendo, las actividades las hacemos en los pasillos y en las habitaciones.

Ellos querían bingo, pues micro y altavoz y el bingo se traslada al pasillo, por ellos eso y mucho más.

Siempre miro el lado bueno de todo, lo que sucede es la única cosa que podía haber pasado, lo que ha pasado es para que aprendamos la lección y nos hagamos más fuertes.
Solo tenemos una vida, agradece y aprende de cada situación.

Gracias de todo corazón a todos y cada uno de mis compañeros, residentes y familias todos habéis sumado para que este barco no se hunda, a esas familias que están perdiendo a sus familiares, sin poderles dar un beso de despedida me gustaría dar mi apoyo, sé de primera mano que es difícil.

Me ha tocado vivir esta situación con mi abuelo y no es fácil no poder despedirse de la persona que quieres, pero somos un equipo que día a día hemos hecho una cadena que nos ha permitido mejorar cada día, que si hay que hacer una merienda para alegrar la tarde, se hace. Estoy muy orgullosa de todos vosotros.

Sin duda os lo digo siempre. Todo lo que hagamos hoy la vida nos lo va a devolver, todo pasa por algo. Ese tatuaje que llevo en mi piel, esa satisfacción de acostarte agotad@, pero dormir sabiendo que hemos hecho y aportado todo de nosotros, eso que ellos necesitan en estos momentos.

Hace tiempo decidí que tenía que dejar a las personas mejor que las encontraba y eso hago diariamente, solo trato a las personas como me gustarían que me tratasen a mí. , Cuando miras la vida de esa manera y sin esperar nada de nadie, la vida te va mejor.

Os quiero mucho y recordad que todo va a salir bien.

Un beso y un abrazo grande.

Ester
DomusVi Ciudad de las Artes (Valencia)