Ver todos los artículos

Abril 2018



Publicado el 12 abril, 2018 - 13:21h

 La artrosis es una alteración patológica, degenerativa de las articulaciones.

El desgaste del cartílago es el causante de la artrosis. Cuando este tejido que protege los extremos de los huesos y facilita el movimiento de la articulación se gasta, comienza a desarrollarse la artrosis, que afecta especialmente a las personas mayores.

Hoy en día, no existe ningún tratamiento para curar la artrosis pero sí hay tratamientos para aliviar los dolores y la rigidez.

Uno de ellos es la parafina, que es  una sustancia blanca, en forma de cera, que se obtiene de la destilación del petróleo. Por sus características físicas, es ampliamente empleada como un medio de generación de calor.

Es por esto que,  el departamento de terapia hacemos uso de la misma para relajar la musculatura, aliviar los espasmos y las contracturas. Estudios avalan que el efecto terapéutico del baño de parafina es seis veces superior al del agua y la analgesia obtenida es superior y más duradera.

Para más información consultar con el departamento de fisioterapia del Centro Domusvi Arturo Soria.

Comentarios: 1

Los comentarios están cerrados.


Ver todos los artículos