Ver todos los artículos

28 de Marzo de 2016



Publicado el 28 marzo, 2016 - 21:23h

Elaboración del Árbol de Pascua

Huevos pascua 001_ok

Los usuarios del Centro SARquavitae Zalfonada elaboran el Árbol de Pascua para finalizar la Semana Santa. El motivo decorativo, los “Huevos de Pascua” pintados y decorados por ellos mismos, ha llamado la atención en la Recepción del Centro.

Como curiosidad, en el siglo XII la Iglesia bendecía la costumbre de regalar huevos como símbolo de resurrección a la salida de la misa de Pascua. Esta costumbre se ha mantenido hasta no hace mucho, especialmente en las zonas rurales, donde abuelos y padrinos entregan a los ahijados panecillos con dos huevos que se llevaban a bendecir.

El huevo tiene una gran importancia como símbolo de la Pascua que coincide con el inicio de la primavera. En primavera, la naturaleza sale de su letargo, iniciándose un nuevo ciclo vegetal. Si esto lo trasladamos al terreno espiritual, la Pascua representa una nueva vida que culmina con la resurreción. Teniendo en cuenta que el huevo desde siempre ha simbolizado la fecundidad, la vida y la renovación, la asociación de Pascua, Primavera y Huevo es natural. El huevo simboliza los cuatro elementos de la vida, la cáscara representa la tierra; la membrana, el aire; la clara, el agua; y la yema, el fuego.

Comentarios: 0

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Ver todos los artículos