Ver todos los artículos

9 de noviembre de 2018



Publicado el 09 noviembre, 2018 - 16:55h

La Ley 39/2006 de 14 de diciembre de promoción a la autonomía personal y atención a las personas en situación de Dependencia y sus posteriores RD, regula las ayudas de dependencia en la Comunidad Valenciana.

La Ley de Dependencia reconoce a l@s ciudadanos en situación de dependencia un derecho universal y subjetivo que se traduce en la concesión de una serie de prestaciones, de servicios o económicas, destinadas a ayudar y mejorar la calidad de vida.

 

Se distinguen tres grados de dependencia asignados tras la valoración a las personas dependientes a través de las trabajadoras sociales de dependencia del Centro Base del municipio.

La Ley los define en:

  • Grado 1. Dependencia moderada.
  • Grado 2. Dependencia severa.
  • Grado 3. Gran dependencia.

La Ley de Dependencia presenta un catálogo se servicios destinados a sufragar los gastos /necesidades de las personas dependientes.

En el caso de los Centros Residenciales, se proporciona una atención integral a las personas mayores según las necesidades de las mismas, distinguiéndose:

  • Servicio de Centro de Día: consiste en la atención de la persona mayor en un Centro Residencial durante unas horas al día.

 

  • Prestación Vinculada al Servicio: consiste en una cuantía económica que varía según el grado de dependencia concedido, destinada a sufragar el coste del servicio residencial de la persona mayor. Las cuantías son:

Grado 1: hasta 300 €

Grado 2: hasta 426.12 €

Grado 3: hasta 715.07 €

 

  • Plaza Pública: consiste en que la persona mayor, valorando el grado de dependencia y su situación económica – social y familiar, destina entre el 80 -90 % de su pensión al servicio residencial teniendo en cuenta sus rentas.

 

  • Garantía Social: consiste en una cuantía económica de hasta máximo 1600 €, dependiendo de los ingresos económicos, debiendo haber optado por plaza pública y no pudiendo posteriormente volver a solicitar la plaza pública.

 

Los trámites se inician:

  • Servicios Sociales del Ayuntamiento en el que conste como empadronada la persona dependiente
  • Si es un usuario de Centro Residencial o de CD, a través de la trabajadora social del propio Centro que se coordinará con la trabajadora social de dependencia del municipio.

La documentación necesaria a aportar consiste en:

  • Solicitud
  • DNI y SIP del solicitante y de los miembros de la unidad familiar
  • Certificado de empadronamiento (ha de constar 5 años empadronado en territorio español)
  • Informe de salud
  • Autorización de datos personales
  • Domiciliación bancaria y copia del número de CCC sellado por el banco
  • Certificado de discapacidad si procede
  • DNI guardador de hecho si procede
  • Auto de internamiento o sentencia de incapacidad si procede

 

El recorrido por el que transcurren dichas ayudas es:

Solicitud – Grabación del expediente en el sistema – Validación – Valoración grado de dependencia – Resolución grado de dependencia – Resolución PIA

Además, existe al servicio del ciudadano una Plataforma de Defensa de la Ley de Dependencia cuyo objetivo es “orientar y asistir gratis a las personas dependientes en el proceso de petición de las prestaciones y reconocimiento del grado de minusvalía” al que se puede acceder solicitando cita previa al teléfono 965 11 52 56.

Mª José Mateos, trabajadora social de DomusVi El Campello.

 

 

 

Comentarios: 0

Responder


Ver todos los artículos