Ver todos los artículos

28/08/2018



Publicado el 28 agosto, 2018 - 13:24h

CONCEPTO DE LINFEDEMA:

El sistema linfático recoge los excesos de líquidos, proteínas y otras sustancias (linfa) desde los tejidos del cuerpo hasta llevarlo de nuevo a nuestro sistema circulatorio. Esta linfa se desplaza a través de los ganglios y vasos linfáticos a una velocidad lenta. Cuando se produce una inflamación, especialmente en brazos o piernas, a causa de un bloqueo en el sistema linfático es a lo que se le denomina linfedema.

Los linfedemas pueden tener origen hereditario, infeccioso, cancerígeno, por radioterapia o, el más frecuente, por extirpación de ganglios linfáticos. Es muy frecuente, que esta patología aparezca en mujeres que han sufrido la extirpación de ganglios linfáticos axilares durante el tratamiento de un cáncer de mama. Esta situación también se puede dar cuando los ganglios eliminados están en la ingle (provocando un linfedema en los miembros inferiores).

Los linfedemas producen hinchazón en los brazos, piernas, manos, etc., hacen que la piel sea más sensible, provocan sensación de dolor, debilidad y pesadez en el brazo o en la pierna, edema con fóvea, repetición de infecciones y dolor en las articulaciones.

TRATAMIENTO DEL LINFEDEMA MEDIANTE LA ACTUACIÓN DE UN FISIOTERAPEUTA:

La rápida identificación y tratamiento del linfedema, va a contribuir a una mejoría más acelerada y efectiva del mismo.

Cuando el linfedema es leve, se puede tratar con medias de compresión y ejercicios terapéuticos. En los casos más graves, el fisioterapeuta puede emplear las siguientes técnicas:

  • Presoterapia: instrumento mecánico que utiliza la presión como medio para aumentar el flujo venoso linfátio.
  • Drenaje linfátio manual (DLM): técnica manual, en la que se utiliza la masoterapia (masaje) con unas indicaciones específicas, y que busca mejorar el flujo de la linfa desde la parte distal de cada miembro hasta la proximal, con su posterior retorno al sistema circulatorio.
  • Vendaje compresivo: mantenido sobre unas 24 horas y con objetivo de disminuir la inflamación.
  • Ejercicios terapéuticos: cinesiterapia (movimientos) pasiva, asistida, activa, resistida.

 

Manuel Pereira Domínguez. Fisioterapeuta EAPS Sevilla.

Comentarios: 0

Responder


Ver todos los artículos